Por más de 50 años fue parte de las cantinas gloriosas que tuvo la ciudad.

Baja sus cortinas “Aquí está Lucas”

El bar tradicional permanecerá cerrado por tiempo indefinido “en un breve daremos a conocer las causas y el por qué”, expresaron los dueños.

Con su color amarillo y rojo para identificar la bandera de España, natal de su fundador, ahí era sitio de reunión obligado para reporteros, trabajadores, y obreros.

1992 AÑO
En que se trasladó a su ubicación actual en la esquina de Quevedo y Corregidora.

ÚNICA EN SU GÉNERO
+Esta cantina tradicional fue donde se hicieron famosas las tortas de carne de chinameca con queso, así como los chiles rellenos de queso y carne, la salsa de cebolla, habanero y limón. Siempre acompañadas de sus cervezas oscuras o claras, tequila o ron.

+Además de su comida y bebida, la cantina también era conocida por su decoración única: cientos de caricaturas del ilustrador Antonio Velázquez adornaban sus paredes.

El tradicional bar “Aquí está Lucas” ubicado en pleno centro de Coatzacoalcos cerró sus puertas por tiempo indefinido, así lo postearon en sus redes sociales los dueños del lugar.

En un mensaje vía Facebook afirmaron de manera textual que: “Por causas ajenas a nuestra voluntad Aquí está Lucas permanecerá cerrado por tiempo indefinido. En un breve tiempo daremos a conocer las causas y el por qué, por el momento los estaremos atendiendo en nuestro servicio para llevar y a domicilio sin más por el momento agradecemos su comprensión y apoyo”, escribieron.

El icónico bar está ubicado en la esquina de Quevedo y Carranza, y por más de 50 años fue parte de las cantinas gloriosas que tuvo la ciudad.
La cocina de Aquí está Lucas, era referencia por las tortas de Chinameca, de milanesa o de cochinita, ó bien los chiles rellenos de queso y carne.

Y los exigentes de paladar, no se perdían los sábados de la botana de lengua en salsa verde.
Las singulares paredes con caricaturas de los personajes y ciudadanos que acudían al bar, llamaba la atención de propios y extraños.

En las últimas semanas, las paredes permanecían como mudos testigos de la visita a este bar de políticos, deportistas o ciudadanos de Coatzacoalcos que a través de los colores de Antonio Velázquez fueron formando parte de la historia de esta cantina.

Toño Velázquez, es un espectacular caricaturista de Guerrero que tenía sus temporadas en Coatzacoalcos, en donde llegaba a plasmar en un papel las caras, gestos o aficiones de muchas personas.
Así fueron los últimos días, donde había más caricaturas que parroquianos en el bar.

Fueron muchas las tardes y noches de bohemia que se vivieron en ese bar atendidos en un principio por el propietario de nombre Lucas y su esposa Dora, los dos ya fallecidos, siempre de la amable atención de Irene y Ramiro, dos meseros de antología.

Hoy Ramiro, ya jubilado y pensionado por el IMSS, descansa en su casa y la siempre servicial Irene continúa trabajando a la espera de su jubilación en un bar ubicado en la calle de Díaz Mirón.
La actual dirección del bar no es la que siempre tuvo, ciudadanos de más edad, aseguran que el restaurante bar estuvo antes en la zona del Malecón de Coatzacoalcos.

COATZACOALCOS
SENDIC AGUIRRE

TE PUEDE INTERESAR

Inicia en el Congreso la Semana de la Seguridad Social 2024

Para coadyuvar en el conocimiento de la cultura de la seguridad social y de su …