Varias regiones rusas anunciaron que han reforzado su seguridad, tras la seria amenaza del grupo paramilitar Wagner.

Jefe mercenario Wagner promete deponer al mando militar ruso

Yevgueni Prigozhin juró “llegar hasta el final” y que sus fuerzas van a “destruir todo lo que se ponga” en su camino.

MÉXICO
AGENCIAS

El jefe del grupo paramilitar Wagner, Yevgueni Prigozhin, clave en la ofensiva militar rusa en la invasión a Ucrania, prometió “llegar hasta el final” en su cometido de deponer al mando militar ruso, al que acusó de bombardear sus bases.

El jefe mercenario juró “llegar hasta el final” en su campaña contra el mando militar ruso y que sus fuerzas traspasaron la frontera rusa por la región sureña de Rostov.

En una serie de airadas grabaciones de vídeo y audio publicadas en las redes sociales, Prigozhin aseguró que sus fuerzas van a “destruir todo lo que se ponga” en su camino, y que derribaron un helicóptero ruso que los atacó.

Según Prigozhin, el helicóptero militar ruso disparó a un convoy civil, pero no hubo confirmación independiente, indicó la agencia AP.

GOBERNADOR DE ROSTOV
LLAMA A RESGUARDARSE

Ante ello, Vasili Golubev, gobernador de la región rusa de Rostov, vecina de Ucrania, llamó el sábado a la población a permanecer en casa debido a la rebelión del grupo armado Wagner, que asegura haber ingresado por esa zona.

“Las fuerzas del orden toman todas las medidas necesarias para garantizar la seguridad de los habitantes de la región. Pido a todos guardar la calma y no salir de casa salvo por necesidad”, escribió en telegram Golubev.

En una señal de la seriedad con la que el Kremlin se tomaba la amenaza, se reforzó la seguridad en Moscú y en Rostov del Don, que alberga el cuartel general militar ruso de la región meridional, que también supervisa los combates en Ucrania.

TE PUEDE INTERESAR

EE.UU. detectó un complot iraní contra Trump hace semanas

La vocera del Consejo de Seguridad Nacional, Adrienne Watson, confirmó que el gobierno está rastreando …