Ex Presidente de Barcelona acusado de pagarle a periodistas

Un informe de los Mossos añadido al sumario del ‘Barçagate’, determina que “algunos periodistas recibían dinero del propio club (el FC Barcelona) por orden de (Josep Maria) Bartomeu”, el expresidente azulgrana, y que “él mismo también intervino directamente para que el FC Barcelona formalizara contratos con estas personas”.

En el citado informe, los Mossos aseguran que se llegaron a “falsificar facturas para desviar dinero hacia los periodistas escogidos por Bartomeu” y que “en diversas ocasiones Bartomeu también ordenaba a terceras empresas hacer los pagos a los periodistas”.

Especialmente señalan a la empresa Amalgama Marketing, administrada por Miquel Sambola, quien trabajó en la campaña electoral de Bartomeu en 2015 junto con su hermano Óscar Sambola y su padre Miquel Sambola Puebla.

Esta empresa tuvo contrato con el FC Barcelona durante el mandato de Bartomeu. Además, Oscar Sambola y Miquel Sambola Puebla eran el gerente y el presidente de honor del Club Esportiu Laietà cuando recibió 1,5 millones de euros por parte de la entidad azulgrana por posibles molestias de ruido y polvo antes de la demolición del Miniestadi. Nadie más fue indemnizado por este concepto.

El cuerpo policial catalán considera que los periodistas “habrían cobrado a través de Amalgama parte de sus facturas por indicación de Bartomeu”. Pero también nombra a otra empresa: Tormenta de Acero, gestionada por José Marín Pasquín Comalrena de Sobregrau.

Además, en el informe se aportan conversaciones halladas en los dispositivos tecnológicos de los investigados en el caso ‘Barçagate’ en las que los periodistas, según los Mossos, “reconocen defender los intereses de Bartomeu y atacar a rivales como Joan Laporta (el actual presidente) y Víctor Font (candidato en las últimas elecciones)”.

Estas conversaciones se producen entre los periodistas Marçal Lorente y Albert Lesán, el expresidente Bartomeu y Jaume Masferrer, su mano derecha. Bartomeu y Masferrer son dos de los investigados por posible administración desleal y corrupción entre particulares en el ‘Barçagate’.

“Se han identificado mensajes en los que el expresidente del Barça habría diseñado un sistema para desviar dinero a periodistas. Estos pagos se materializaban a través de sociedades interpuestas, con unas transferencias ordenadas por Bartomeu, quien también daba instrucciones precisas sobre cuál era el concepto que debían tener las facturas”, explican los Mossos.

En una de las conversaciones entre Marçal Lorente y Bartomeu, el periodista le envía una factura para la empresa Tormenta de Acero y el expresidente le pide cambiar el concepto por el de “período de formación de cuatro meses en comunicación empresarial”.

“Los conceptos de las facturas son ficticios y, hasta en algún caso, la sociedad que Bartomeu ordena que emita la factura ni existe en el período en el que teóricamente había prestado los servicios facturados”, detalla el informe de los Mossos.

Así, el cuerpo policial asegura que “se trata de pagos indirectos que pagaría el FC Barcelona a través de terceras empresas (previa transferencia al club) para favorecer la reputación digital de Bartomeu y atacar a sus rivales”.

En este sentido, considera que el objetivo de esta práctica es el mismo que el de las cuentas falsas en Facebook y Twitter de la empresa Nicestream en el marco del ‘Barçagate’.

En sus conclusiones, los Mossos consideran que estos hechos podrían ser constitutivos, presuntamente, de los delitos de administración desleal y corrupción entre particulares.

Agencias / Internacional

TE PUEDE INTERESAR

Extrañas estructuras en la atmósfera dañarían señales de radio y GPS: NASA

Pareciera que la Tierra estuviera tratando de enviar mensajes a otros planetas sin darse cuenta, …