DOMINGO DE PENTECOSTÉS/B. I.- EN SU PROPIO IDIOMA

(Hch 2,1-11).* Cuando Jesús murió en la cruz entregó el Espíritu (cfr. Jn 19,30b), en su segunda aparición a los discípulos, después de su resurrección, les comunica el Espíritu Santo y por eso ahora nos encontramos con una experiencia de la Iglesia primitiva, con la efusión del Consolador, el día de Pentecostés. El primer signo que manifiesta la presencia del Paráclito es la unidad de los discípulos, pues todos estaban reunidos en un mismo lugar, conscientes de su espera del don de Dios (cfr. Jn 17; 1S 19,6; Ez 36,25-28; Is 44,3; Jl 3,1-3; Hch 2,17-19; Jn 15,26-27); permanecieron todos unidos tal y como después lo encontramos en Hch 2,42-47 y 4,32-35. El segundo signo radica en el ruido venido del cielo, con lo cual se indica una acción totalmente divina, es el inicio de la era de la Iglesia; el ruido anunciaba y, al mismo tiempo, sellaba la nueva presencia del Señor Resucitado en la Iglesia, su Cuerpo Místico. El tercer efecto consiste en que todos participaron de este don, nadie quedó fuera, sino que todos quedaron llenos del Espíritu Santo (cfr. Nm 11,24-30) y de aquí se deriva una nueva y audaz actitud, pues empezaron a hablar en otros idiomas (cfr. Hch 10,44-48) -causando el asombro de todos los extranjeros presentes en Jerusalén- como símbolo de una Torah renovada, es decir, ahora la ley ya no es solamente patrimonio del pueblo hebreo, sino que ahora es para todos los pueblos y está inscrita en el corazón y se cumple por amor, no por miedo ni obligación, de este modo aparecen como testigos de la misericordia del Señor. Ahora bien, a partir de este momento comenzaron todos a hablar de las maravillas de Dios, lo cual supone una experiencia de vida que es común a todos; el Espíritu ha roto las barreras levantadas por la humanidad y abre un nuevo campo a la Iglesia para anunciar el perdón de los pecados y la nueva vida en Cristo nuestro Salvador. *II.- RECIBAN EL ESPÍRITU SANTO (Jn 20,19-23).* En el marco de la segunda aparición, Jesús se presenta a los discípulos para hacerles entrega del primer don del Resucitado, la paz que transforma a los discípulos para hacerlos pasar del “miedo a los judíos” a la “alegría de ver al Señor”, es la alegría que deriva de la certeza de saberse amado y perdonado. A continuación viene el envío, acto con el cual Jesús encarga a sus seguidores más cercanos continuar con la misión que el Padre le ha confiado; así como Él fue enviado, así ahora los envía para continuar en la historia la obra de la redención. El momento culminante se da cuando sopla sobre ellos para entregarles el Espíritu Santo que trae como efecto inmediato el perdón de los pecados, hace posible la reconciliación y la vuelta a la unidad, a la armonía original, hecho que nos permite volver a la presencia de Dios en calidad de hijos (cfr. Jn 20,17b). *III.- BAUTIZADOS EN UN MISMO ESPÍRITU (1Co 12,3-7.12-13). La Iglesia vive los tiempos* mesiánicos entre múltiples dificultades, en los que va descubriendo la presencia y acompañamiento del Señor; de este modo proclama su fe en la unidad Trinitaria: el Espíritu es el mismo; el Señor Jesús es el mismo y Dios Padre es el mismo. Los carismas son múltiples, pero todos encuentran su unidad y referencia en el Dios Uno y Trino, ya que en virtud del bautismo en el mismo Espíritu, formamos un solo Cuerpo en el cual el Espíritu es factor de unidad y de paz, en consecuencia la autenticidad de los carismas se evidencia cuando sirven para construir, para edificar la iglesia. *ACTIVIDAD* : 1.- ¿Cuál es el idioma que utilizas para anunciar la salvación en Jesucristo?; 2.- ¿Cuáles son los signos de que has recibido el Espíritu Santo?; 3.- ¿Cómo buscas el bien común? *MEMORIZA* : “A cada cual se le otorga la manifestación del Espíritu para provecho común” (1Co 12,7). *Pbro. Lic. Wílberth Enrique Aké Méndez* .

*REFLEXIONA* : “La comunidad política se constituye para servir a la sociedad civil, de la cual deriva” (Compendio de la DSI, 417).

TE PUEDE INTERESAR

Gabriel Alberto Ramírez Nazariego

Cultura legal, conocimiento jurídico para todos

    DERECHO DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL (ÚLTIMA PARTE) En el artículo anterior hablamos que …